GERARDO MORALES SUMA OTRO PROBLEMA CON LAS AMENAZAS DE UNA EMPRESA REPETIDORA DEL GRUPO CLARÍN


Canal 2 de Jujuy amenazaría con pasar de oficialista a opositor como hizo con la gestión Fellner si no le aumentan la pauta.

 

 
En los pasillos gubernamentales y el ambiente periodístico hay un secreto a voces que cada vez suena más fuerte: “a Cammuso se le está acabando la paciencia con Gerardo y está a punto de empezar sus operaciones de prensa para socavar la imagen del gobierno”.
Tanto funcionarios como periodistas conocen del poder del ex diputado y empresario propietario del multimedio de Canal 2 y de sus maniobras para instalar o destruir la imagen de un político, empresa o lo que se proponga, cuando pone en funcionamiento el aparato mediático de su canal, radio y portal digital de noticias.
“Cammuso no está conforme con la pauta que está recibiendo de parte del gobierno después de haber operado a favor de Gerardo en la campaña. Él se considera parte del triunfo de Gerardo sobre sus archienemigos, Eduardo Fellner y Guillermo Jenefes. Por eso pide más plata”, afirmó una alta fuente gubernamental, muy cercana al renunciante secretario de comunicación de Morales.
Pero el centro del conflicto no sólo es por el reparto de la “torta” publicitaria del estado, del que todos los medios locales viven, sino por una deuda histórica que tiene el gobierno jujeño con Canal 2 y que Eduardo Cammuso quiere cobrar ahora. “Serían 70 millones de pesos más intereses”, dijo la misma fuente que pidió reservas.
Según informaciones extraoficiales, el gobernador tendría “freezado” ese pedido por el elevado monto que significa, pero principalmente porque no quiere ceder ante el apriete del empresario. “A Fellner le hizo la vida imposible y mandaba todos los días a sus periodistas para que le peguen a la gestión peronista”, recordó un funcionario radical.
En ámbitos periodísticos se rumorea que Cammuso ya está preparando una avanzada informativa para marcarle la cancha al nuevo gobernador. “Hace unas semanas ya se notó que le empezó a pegar a la gestión del Chuli Jorge. Después de la municipalidad, vendrá por la gobernación”, dijo entre colegas un experimentado periodista.
En la mesa chica de Gerardo Morales, los funcionarios se muestran preocupados porque de caerse esa alianza con Canal 2, la gestión quedaría sin la cobertura mediática para tapar todos los problemas que tiene la administración en estos 3 meses, como el incontrolable aumento de casos de dengue, el conflicto con los empleados del supermercado Tunuyán, el cierre de Mina Pirquitas, el conflicto docente con el cierre de terciarios en el interior, sumado a los conflictos en la justicia por el caso Milagro Sala.
El manejo de la cuestión comunicacional está siendo un gran dolor de cabeza para Gerardo Morales. A poco de empezar un estrecho colaborador, Carlos Guari, tuvo que renunciar a su cargo en la secretaría de comunicación por desacuerdos económicos y de gestión con el gobernador.
“El manejo de la pauta es un tema muy delicado, porque hay mucha plata en juego. Lo de la libertad de expresión es un verso”, comentó el veterano periodista. “Hay una radio FM en Ciudad de Nieva que no se sabe bien quién la escucha, que recibe pauta como si fuera radio Mitre”, comentó un funcionario del área comunicación.
La empresa que repite gran parte de la programación de los medios del grupo Clarín en Jujuy, notoriamente ha dejado de lado hace mucho tiempo su compromiso con la información y la verdad, es algo que todo el ámbito periodístico sabe. “Sus periodistas viven con mucha presión de parte de Cammuso para obedecer las órdenes de a quién elevar y a quién bajarle el pulgar”, expresó la fuente periodística. “Salvo Alejandro Cuellar, qué es el jefe de noticias, que lo trajeron de Córdoba sólo para hacer el trabajo sucio de destrozar a Fellner”, afirmó la misma fuente.

Previous Un grupo armado se adjudicó el atentado terrorista en Ankara
Next Moreno: ''Macri no pagaba los impuestos, por eso le va a seguir bajando la recaudación''