Quedarían más de 330.000 hectáreas sin cosechar en la zona núcleo


Por el temporal de abril, la zona núcleo sufriría una merma importante a la hora de la trilla. Según el informe de la Bolsa de Comercio de Rosario, son más de 300.000 hectáreas las que directamente no se cosecharían.

 

 
«El temporal sumó 175 mil ha de pérdida a las 159 mil que se habían perdido durante el ciclo de la soja. Esta superficie perdida representa un 5% de total de la oleaginosa del área núcleo. Entre barro y humedad, la cosecha logró avanzar esta semana; cubre un 82% del área de soja de primera. La caída de rinde en los lotes que quedaban luego del temporal llega a 5,5 qq/ha en la región», informó la Bolsa de Comercio de Rosario.

La Guía Estratégica para Agro: «A esta pérdida se les suman los granos dañados, uno de los principales factores que reducen el ingreso del productor. La soja de segunda, con una leve mejora en su calidad, está obteniendo 28,5 qq/ha en el 59% cosechado. Luego de una larga espera se retoman las labores en maíz con rindes que coinciden con los esperados, 93 qq/ha. Alertan por el estado de los maíces de diciembre».
Cosecha y humedad, un complejo escenario
El GEA además determinó que «La humedad del grano no da tregua y los caminos siguen complicando las labores. Pero la presión por salvar al cultivo obliga a entrar a los lotes como sea. Incluso se cosechan lotes que son inviables económicamente para el productor. Se alargan los trayectos, se alivianan las cargas y se cosecha el grano con humedad elevada. Todavía hay cuadros donde es imposible llegar con las máquinas».
«Los suelos están sufriendo el amasado por su tránsito lo que implicará incurrir en gastos de nivelación para la siembra fina. Se logró avanzar sobre el 82% del área de soja de primera, y el 59% de la de segunda. Hay poco desgrane al cosecharse en húmedo, pero la reducción del peso del grano sigue marcando el pulso a la caída de rindes. El promedio en los cuadros de la región está en 34,5 qq/ha para soja de primera y 28,5 qq/ha para la de segunda», añadió.
Se reactivó la cosecha de maíz
El detallado informe además indicó que «luego de más de un mes de espera, los cabezales vuelven sobre algunos cuadros de maíz temprano. Sin sorpresas en los rindes obtenidos respecto a los esperados, el promedio de la zona se ubica en 93 qq/ha, con picos de 115 qq/ha. El avance de cosecha cubre un 79% del área maicera. No se mencionan daños en la calidad del grano».

Y finalizó: «Mientras tanto, al maíz de diciembre le resta un largo trayecto por recorrer. La humedad del grano es muy elevada y las condiciones ambientales no favorecen su secado. El rinde estimado se ubica en 80 qq/ha pero, tanto la calidad de los granos como el debilitamiento de la caña, pueden provocar una caída en la productividad unitaria».

5

Previous ¿"Milk trucks"? Camionetas venden lácteos en la calle sin control
Next Gastaron 20 mil euros para copiarse en un examen... ¡y los agarraron!