«Que sintiera dolor»: el brutal castigo de un preso a otro por el atroz crimen que lo llevó a prisión


ATROZ

 

El agresor está en el ojo de la opinión pública luego de que un juez lo liberara antes de tiempo. Sin embargo, en la sociedad festejaron lo que hizo

 

 

Un preso que le tiró una olla de agua hirviendo a otro reo finalmente rompió el silencio y reveló por qué lo hizo. Fue una suerte de «justicia por mano propia». La víctima del ataque, que estaba cumpliendo condena por pedofilia y asesinato, pasó por un dolor terrible.

Adam Davidson, preso en una cárcel de máxima seguridad en Australia, se sintió repugnado por el crimen que había cometido uno de sus compañeros de encierro. Y decidió hacer justicia por mano propia, ya que el talego le parecía poco castigo para semejante atrocidad que había protagonizado su futura víctima.

Todo sucedió en el centro penitenciario Wolston (Australia). Su víctima fue Brett Peter Cowan, quien todavía cumple una cadena perpetua por el asesinato de un adolescente de 13 años en 2013, al que también sometió secualmente. El vengador, Davidson, encarcelado por robo y fraude, lanzó un cubo de agua hirviente sobre la cabeza de Cowan.

Según el relato del propio «justiciero», ideó con tiempo su plan. Logró hervir el agua y tirársela sobre la cabeza mientras su enemigo estaba de espaldas, jugando a las cartas con otros prisioneros. El asesino, entonces, no aguantó, saltó de la silla y comenzó a dar alaridos por el dolor que le causaron las heridas, según rememora el The Daily Mail sobre el episodio ocurrido en 2016, que no tuvo tanta repercusión en aquel momento.

Davidson se hizo cargo, pero aclaró que «no quería matarlo», sino «solamente hacerle daño». «Solo quería que sintiera el dolor. El dolor que sintió alguien como Daniel Morcombe», afirmó el agresor, según consignó el Daily Mail.  Y agregó que fue «un acto de justicia» en nombre de ese chico.

«No tienes derecho a actuar como justiciero», expresó el juez. Ahora el caso ha vuelto a la palestra pública porque, a finales del año pasado, fue puesto en libertad condicional.

Previous Comenzaron una campaña de San Valentín por la ranita Romeo: su especie está por desaparecer
Next "Justicia Divina": un cazador hirió a un lobo, lo pateó y pensó que estaba muerto, pero tuvo una sorpresa