Alumnos y docentes de la Escuela de Frontera N° 7 de Abra Pampa ya podrán disfrutar de las nuevas y espaciosas instalaciones del establecimiento, ampliadas y refaccionadas por el Gobierno provincial a través del Ministerio de Educación con financiamiento de la Nación.

 

 

 

El edificio estaba terminado pero faltaba por parte de la empresa contratista y GASNOR la instalación de un medidor de gas, lo que demoró la entrega de la obra.

Haciéndose eco de la preocupación de padres y alumnos, la secretaria de Infraestructura Educativa, Liliana Giménez, emplazó a la contratista para que proceda a colocar el medidor adeudado a más tardar el jueves 12 del corriente, comprometiéndose el titular de la compañía a dar cumplimiento al requerimiento ministerial.

Al mismo tiempo y a pedido de la directora de la escuela, Nelly Mendoza, la ministra Isolda Calsina autorizó ocupar el edificio a la comunidad educativa,  dejando para otra ocasión el acto de inauguración correspondiente, dada la necesidad de que los niños tengan prontamente sus clases en las flamantes dependencias.

La directora Mendoza explicó que los alumnos y sus padres “están muy ansiosos de ocupar las instalaciones, que son muy bonitas, muy importantes y cuentan con espacios muy amplios”. El edificio recién ampliado y refaccionado cuenta con un salón de usos múltiples, talleres, laboratorios, aulas, sanitarios y dependencias para áreas administrativas.