La cotización minorista llegó a $26,50 y acumula 40% de suba en lo que va del año.

 

 

 

El dólar avanzó este lunes otros 70 centavos en el mercado mayorista hasta ubicarse en $26 y se disparó a $26,50 en la punta vendedora de la pizarra del Banco Nación. De esta forma anotó una suba del 2,7% en el día, por lo que en el año, la moneda estadounidense acumula una suba del 39,7%. Por el traslado de esta suba a precios, la inflación de junio ya se estima arriba del 3%.

 

 

Sin oferta en el Mercado Único Libre de Cambios (MULC), el dólar cerró a $26,00, 70 centavos por encima del cierre del viernes. Consecuentemente, en el Banco Nación la divisa subió 90 centavos y, en el promedio de cotizaciones de bancos comerciales que informa el Banco Central, trepó 49 centavos a $26,44.

En consecuencia, la inflación esperada para junio ya se aceleró al menos seis décimas respecto del 2,4% del último Relevamiento de Expectativas de Mercado (REM). Gabriel Zelpo, economista en jefe de la consultora Elypsis adelantó a LPO que: “La inflación de este mes viene complicada. Con los datos hasta ahora, la estamos estimando arriba de 3% con mayores subas en aceites, frutas y verduras, carnes, todos productos de la canasta básica, y también en regulados, en particular, los combustibles”.

En coincidencia, Federico Furiase, director de la consultora Eco Go explicó a LPO que la uno de los elementos que complica el Índice de Precios del Consumidor (IPC) de junio es ” el traslado a precios de la suba del dólar, con este nuevo corrimiento a $26 sin la postura de venta del Banco Central”.

Asimismo, Furiase señaló que este mes “Alimentos se aceleró las últimas semanas dejando arrastre fuerte para junio (en torno a 2,5% mensual, a lo que hay que sumar la subas en naftas de 5% y en transporte (con impacto en 0,3 en nuestro relevamiento de precios). Y además, no tenes el impacto estadístico a favor que tuviste en mayo por la caída en impuestos en servicios regulados en Capital y provincia de Buenos Aires”.

“Creo que la actividad económica, lamentablemente recaída, ayuda a que no se generen importantes saltos en los precios”, identificó Zelpo como el único mecanismo que amortigua el traslado del alza del dólar a precios (pass through) en este contexto en el que ya no hay metas de inflación para 2018. En lo que va de junio, la divisa acumula un aumento de 3,6%.

Así, la inflación de este junio estaría por encima de la de mayo, estimada en 2,8% en el nivel general y 3% núcleo, es decir en niveles similares a los de junio de diciembre de 2016.