Medicamentos subieron más de 50% en un año


Referentes del Colegio Farmacéutico de Jujuy confirmaron el irrefrenable incremento para los últimos doce meses. Mientras las ventas caen, los jubilados que cobran la mínima deben elegir entre víveres y medicamentos.

 

 

 

  • Los medicamentos subieron más de 50% en un año, en lo que va de 2019 aumentaron 15%.
  • Si bien las farmacias jujeñas siguen trabajando con normalidad, la caída en las ventas es cada vez más notable.

 

 

Con el actual régimen los aumentos jubilatorios traen felicidad…a medias. La inflación afecta a todos los sectores de la sociedad aunque el apartado salud no deja de causar estragos en las alicaídas billeteras de los adultos mayores.

 

 

 

A partir de junio las jubilaciones y pensiones aumentarán 10,74% elevando el salario mínimo a $11.528,44 mientras que la canasta básica para una pareja mayor supera los $27 mil un 3% más que el pasado marzo.

Dentro de los capítulos analizados para la confección estadística, los medicamentos ocupan un espacio preponderante. En lo que va del año (enero-abril) han escalado entre 13% y 15% según confió el secretario general del Colegio Farmacéutico Rodrigo Argañaraz mientras era entrevistado en El Colectivo (Canal 2).

Según los datos publicados por el Observatorio de la Confederación Farmacéutica arroja un aumento del 51,57%en los precios a nivel interanual. Y una caída del 12% en la venta. Pero es importante destacar que las farmacias no son formadoras de precios. Es más hay muchos servicios que se brindan pero que la gente no conoce”.

 

Argañaraz destaca la labor de los trabajadores nucleados en su institución quienes reciben el descontento de los ciudadanos con enfermedades crónicas, por citar un ejemplo. Es importante destacar las campañas de vacunación, tomas de presión y demás beneficios anexos que brindan.

La caída de la venta es un fenómeno ya conocido; directamente proporcional al aumento de precios. Durante un relevamiento de calle realizado por el equipo de El Colectivo, los jubilados consultados describían su dura situación, con gastos mensuales en medicamentos superiores a mil pesos.

 

 

“Todos los meses sube, es el medicamento o la comida” señala una señora.
“Ya no se puede vivir, hay que comprar medicamentos de menor calidad” describe un caballero”.

La farmacéutica auditora Andrea Lucero confiesa que si bien la cobertura de PAMI se ha mantenido (también existen descuentos para beneficiarios de planes sociales) “la prescripción bajó debido al aumento pero no se registraron cierres de farmacias”.

“Registramos una baja en la rentabilidad ante la suba de impuestos y la caída de las ventas. Por suerte no hay faltantes y las obras sociales están al día, pero es cierto que al jubilado no le alcanza el dinero para sostener los tratamientos farmacológicos”.

 

 

Previous La Argentina perdió juicio por estatización de Aerolíneas y deberá pagar u$s 320 millones
Next Se vendió el Ingenio La Esperanza al Grupo Budeguer, que terminará de pagarlo en 2036