«El aumento de casos implica que el sistema de salud se va a ver resentido»


El coordinador del Comité Operativo de Emergencia de la Provincia señaló que en este momento, el sistema de salud puede dar respuesta a la gente. Se refirió a cómo se está realizando el esquema de inmunización. Dijo que la mayoría de los casos reportados a la fecha son de personas que no sabían que tenían Covid. Agregó que en los operativos de rastrillaje se está utilizando test rápidos de antígenos.

La provincia lleva aplicando el 57% de las vacunas recibidas. ¿Cuándo se completará el esquema de inmunización con el 43% restante?

El Departamento de Inmunizaciones del Ministerio de Salud lleva adelante esa gestión y está en el área operativa. La introducción de este nuevo tipo de vacuna ha representado un desafío y continúa siéndolo, porque al no ser vacunas como las que se manejaban antes, que en este caso requieren cadena de frío, muchas de ellas de 20 grados bajo cero, necesitan de otro tipo de operatividad y de logística en el armado. Se ha ido haciendo la vacunación según un esquema de escalonamiento, es decir es un sistema en el cual se establecen distintos escalones que tienen que ver con consideraciones bioéticas, de riesgo y estratégicas de la gente que se va a vacunar. Entonces, estos lineamientos que propone Nación y que los toma Provincia establecieron -en primera instancia- vacunar al personal de salud, porque es el personal que va a asistir a todo el resto de las personas. Después de ellos, se fue vacunando al resto en forma progresiva. Por ejemplo, se estableció el riesgo que corresponde a las personas adultas mayores, mayores de 70 años, se los priorizó también como dentro de ese grupo de riesgo, a medida que vayan llegando las distintas dosis de vacuna.

Se montaron operativos específicos para vacunar a las personas que se encuentran en residencia de larga estadía, (geriátricos) aplicando la vacuna en el mismo lugar. También se está citando a la gente que se está preinscribiendo en la página web. Hay que tener en cuenta que la cantidad de dosis que va llegando no dependen de la provincia, sino de lo que el país obtiene y se distribuye hacia la provincia. En este momento hay una disputa muy grande a nivel de todos los gobiernos del mundo por el acceso a las vacunas. Esto está llevando a desigualdades muy grandes a nivel mundial. Hay países muy desarrollados que están acaparando gran cantidad de vacunas, incluso suficientes para vacunar dos o tres veces a su propia población, y hay otros países que no tienen esa misma posibilidad y que por lo tanto tienen que pelear mucho por conseguir las vacunas. Nuestro país está en esa disputa, buscando todas las vacunas posibles que hay.

Las primeras que hemos tenido han sido las que ingresaron con procedencia rusa, después se están aplicando vacunas que tienen origen en la India pero que tienen licencia de AstraZeneca y Oxford. También en este momento se está gestionando a nivel nacional, la llegada de vacunas procedentes de China.

¿Frente al crecimiento de casos, con más de 100 por día, se pueden llegar a tomar medidas restrictivas?

En esta situación es algo que, por más que no nos guste, sabíamos que podría llegar a pasar, es un riesgo. Hemos observado que lo del Carnaval, ha generado un movimiento muy grande de personas y falta de adherencia a las normas de prevención. Pero, ya se venía vislumbrando un tiempo atrás el relajamiento en general de la población. Hay mucha gente que pensó que el Covid ya pasó, que no vuelve y no es así. Si bien el año pasado lo que sucedió es que hemos tenido importantes casos, se ha trabajado mucho en ese tema y bajó hasta un nivel controlable.

Si se relajan demasiado las medidas de cuidado, vuelven a aumentar los casos y en este sentido, las medidas que nosotros venimos insistiendo hasta el cansancio, son cumplibles y efectivas, que no requieren otra cosa más que el compromiso de nosotros como sociedad y como ciudadanos. Utilizar el barbijo, toser en el pliegue del codo, lavarse las manos con agua y con jabón, utilizar el alcohol en gel y mantener la distancia, son cosas básicas que no debemos olvidar. Porque de lo contrario, lo que teníamos antes 20 casos, pasamos a 50, a 100 y después vamos a pasar a 200 y eso no es bueno, porque si no, eso implica que haya que tomar algunas medidas, implica que nuestro sistema de salud se va a ver resentido. En este momento, el sistema de salud le puede dar respuesta a la gente, pero nunca va a ser suficiente si eso se torna en un rango que sea demasiado alto. No hay ningún sistema de salud que soporte un brote demasiado grande o excesivo.

El comité Operativo de Humahuaca recomendó suspender el dictado de clases porque el 40% de afectados en la ciudad histórica son docentes. ¿Cuáles van a ser las estrategias adoptadas en el resto de la provincia?

En este momento tenemos que consolidar el análisis de todo el trabajo que se hizo durante la semana, donde se ha estado realizando un trabajo intenso en toda el área de Humahuaca. Hemos estado allá con un despliegue importante de todo el personal del Ministerio de Salud, con el acompañamiento de la Policía, del municipio y de la gente del Hospital que ha estado muy comprometida. Se hizo una búsqueda de casos, porque lo que teníamos nosotros al inicio o preveíamos un aumento de casos. Creíamos que por ahí teníamos algunos casos que venían levemente en aumento.

Entonces, la decisión fue realizar la intervención, ir a terreno, a buscar lo que no se ve. La mayoría de los casos que se están reportando y encontrando son de gente que no sabía que tenía Covid. Se ha ido casa por casa, buscando a las personas para ver si tenían algún síntoma y haciendo ahí mismo los test para poder determinar si es así. Toda esa información de los días que se ha estado trabajando se tienen que consolidar, tenemos que ver y analizar esos resultados para recién poder sugerir o tomar alguna medida específica.

¿Hay suficiente provisión de plasma para atender a los pacientes que puedan llegar a necesitarlo?

Está todo disponible para poder realizar tanto la extracción y donación de plasma para los pacientes que lo necesiten. Es algo que no se dejó de trabajar en ningún momento, sólo que una de las cosas que sucede es que, cuando se tiene mayor cantidad de casos, hay mayor requerimiento y también hace falta más donantes. Cuando la epidemia está relativamente controlada, disminuye un poco la necesidad y el requerimiento de la donación. En el caso de que haga falta, se va a solicitar nuevamente a las personas que han cursado una infección.

En este sentido quisiera darle un mensaje a la gente, no solamente en lo que tiene que ver con la donación de plasma, sino invitarlos a que conozcan el nuevo Centro Regional de Hemoterapia que se ha inaugurado hace pocos días en el barrio Alto Comedero, está muy cerca del Hospital Snopek. Invitamos que también donen sangre porque salva vida. Y la provincia es una de las pocas del país que mantiene unos bancos de sangre que se alimentan a través de la donación voluntaria, a diferencia de otros lugares que requieren de otros tipos de sistema.

¿Cómo se está llevando adelante el operativo de rastrillaje en la provincia?

Estamos utilizando una herramienta de terreno muy valiosa para realizar estos operativos, que son los test rápidos de antígenos. Son unos test que el año pasado no habían, solamente había que hacer PCR y llevarlo al laboratorio de Biología Molecular, con una limitación importante en la cantidad de muestra que se procesan. En cambio, ahora en el propio domicilio, la persona que le realiza el hisopado, tiene los resultados en el mismo momento. Entonces, se le informa a la persona para que pueda realizar el aislamiento. A su vez, eso se va controlando y haciendo un control de calidad, según las normas que tenemos, las muestras negativas se procesan igual que el PCR, entonces con eso cerramos el circulo diagnóstico y podemos hacer las recomendaciones adecuadas para cortar la cadena de contagio.

Fuente: eltribuno.com

Previous Policías custodiarán los establecimientos educativos en el regreso a clases
Next Locales bailables perjudicados en carnaval